Si tienes una empresa, ya sea pequeña, mediana o un gran corporativo, siempre es necesario que tengas la asesoría de uno o más abogados. Un litigante siempre te asesorará en los aspectos legales, dándole más formalidad a tu negocio. Esto generará mayor competitividad, tendrás una disminución ...